cartilago de tiburon
Belleza y cosmética

Cartílago de Tiburón

Pocos ingredientes de origen animal tienen tantos usos medicinales como el cartílago de tiburón. Estos cartílagos, provenientes de tiburones capturados en el Océano Pacífico en su mayoría, tienen unas propiedades que resultan bastante beneficiosas en múltiples aspectos.

Algunas personas consideran al cartílago de tiburón un alimento milagroso, pues se ha asociado con el tratamiento de una gran cantidad de enfermedades diferentes.

Entre sus principales usos medicinales lo encontramos como remedio para el tratamiento de artritis, psoriasis, cicatrización de heridas, daños en la retina provocados por la diabetes, inflamación intestinal e incluso contra el cáncer.

Cabe destacar que la forma de aplicación varía dependiendo de para qué se va a utilizar el cartílago de tiburón. Cuando se utiliza como tratamiento para el cáncer, es insertado vía rectal. Por el contrario, para tratar la psoriasis y la artritis se coloca sobre la piel a modo de tópico.

Efectividad del cartílago de tiburón

El cartílago de tiburón es muy eficaz para el tratamiento de algunas enfermedades, pero con otras su efectividad no está científicamente comprobada.

La efectividad del cartílago de tiburón varía mucho dependiendo de para qué se vaya a utilizar. Desde un punto de vista científico, se ha podido demostrar que para algunas enfermedades resulta muy eficaz, pero como tratamiento para otras su eficacia deja mucho que desear. A continuación vamos a profundizar en la efectividad de estos cartílagos, de acuerdo a la ciencia, en el tratamiento de diferentes afecciones.

Cáncer

La investigación de este remido contra el cáncer no ha sido demasiado avanzada. Sin embargo, hasta ahora todo apunta a que no es eficaz su consumo para tratar el cáncer en personas que padecen cáncer en una etapa avanzada.

Por otra parte, no existe evidencia suficiente como para determinar si es eficaz o no para el tratamiento de cáncer en etapas iniciales.

No obstante, en el caso del carcinoma de células renales, una forma de cáncer de riñón, algunos estudios sugieren la posibilidad de que el consumo de cartílagos de tiburón podría aumentar las posibilidades de los pacientes de sobrevivir a la enfermedad.

Sarcoma de Kaposi

A diferencia de lo que ocurre con el cáncer, el cartílago de tiburón ha demostrado ser eficaz para disminuir el tamaño de os tumores provocados por el sarcoma de Kaposi. Este tipo de tumores se presente generalmente en pacientes de VIH.

Artritis

Los cartílagos de los tiburones han demostrado, después de exhaustivas investigaciones, ser eficaces para reducir el impacto de los síntomas de la artritis, especialmente cuando se utilizan en combinación con otros ingredientes.

No obstante, pese a la evidencia, es posible que este alivio en los síntomas no sea consecuencia de los cartílagos sino del resto de ingredientes, como el alcanfor, con los cuales se suele crear la mezcla tópica para tratar la artrosis. Asimismo, la evidencia científica actual no es suficiente para asegurar que el cartílago de tiburón puede ser absorbido a través de los huesos.

Psoriasis

Con respecto a los estudios relacionados con la eficacia para el tratamiento de la psoriasis, éstos han demostrado que el cartílago de tiburón disminuye la urticaria al ser ingerido, así como la apariencia de las placas. Por lo tanto, en este caso se puede hablar de una alta eficacia.

Otras enfermedades

Los cartílagos también se han asociado con el tratamiento de la pérdida de visión debida a la edad y como un apoyo para la cicatrización de las heridas, entre otros padecimientos. En estos casos la evidencia científica es demasiado escasa actualmente, por lo cual no es posible establecer cuán efectivo resulta este remedio casero.

¿Qué hace el cartílago de tiburón?

Ante todo lo antes dicho, es natural preguntarse cómo logran los cartílagos de los tiburones todos estos efectos positivos. Al respecto hay que decir que los cartílagos parecen afectar a los vasos sanguíneos, lo cual podría explicar por qué podrían ayudar con enfermedad como la psoriasis, pues frenan el crecimiento de los vasos sanguíneos producto de la enfermedad.

Efectos adversos

El cartílago de tiburón es generalmente seguro, pero en algunos casos se debería evitar su ingesta.

En líneas generales puede decirse que el cartílago de tiburón es muy seguro de utilizar. No obstante, no se recomienda que su aplicación tópica exceda las ocho semanas continúas. En el caso de su consumo, no se recomienda consumirlo durante más de cuarenta meses continuos.

No obstante, en algunas personas podría provocar nauseas, vómitos, halitosis, reducción de los niveles de presión arterial, estreñimiento, aumento de los niveles de azúcar y calcio, fatiga y disfunción hepática. Estos síntomas, no suelen revestir gravedad o presentarse en la totalidad de las personas que consumen los cartílagos de los tiburones, por lo cual no debería considerarse a este ingrediente medicinal como peligroso.

Sin embargo, aun así no es recomendable su consumo durante la lactancia materna ni durante el embarazo. Asimismo, se cree que los cartílagos podrían empeorar los síntomas de las enfermedades autoinmunes como la esclerosis múltiple o el lupus. Por ello, si la persona presenta alguna de estas condiciones tampoco debería consumirlo.

Debido a que puede aumentar los niveles de calcio, tampoco se recomienda su consumo por parte de personas que padezcan de hipercalcemia, pues podría empeorar notablemente los síntomas.

Reacciones ante otros medicamentos

Algunos medicamentos como los inmunosupresores podrían reaccionar ante el consumo de productos con cartílago de tiburón. No causarían un efecto adverso que podría afectar directamente la salud, pero sí serían capaces de reducir su efectividad, por lo que se recomienda evitar esta combinación.

De igual forma, se debe evitar su consumo en conjunto con suplementos de calcio, ya que esto podría hacer que los niveles aumenten hasta más allá de los valores normales.

Las propiedades ácidas de algunas frutas pueden arruinar las propiedades del cartílago de tiburón, afectando negativamente a sus beneficios.

Por otra parte, aunque sí es posible mezclar los cartílagos con jugos de frutas, es importante que se consuma de inmediato el jugo si se realiza esta mezcla, pues la efectividad de los beneficios de los cartílagos de tiburón se verá afectada si pasa demasiado tiempo sumergido en el jugo.